viernes, 13 de abril de 2012

SOLUCIONES

La situación energética global necesita soluciones. Actualmente se trabaja en:

  • Obtener energía de fuentes alternativas de forma más económica y respetuosa con el ambiente.
  • Aprender a usar eficientemente la energía.
Usar eficientemente la energía significa dos cosas: no emplearla en actividades innecesarias y conseguir hacer las tareas con el minimo consumo de energía. Por ejemplo, se puede ahorrar energía en los automóviles, tanto construyendo motores más eficientes que empleen menor cantidad de combustible por kilómetro recorrido, como con hábitos de conducción más racionales.

 Nuestro comportamiento en el uso racional de energía es importante. Es necesario desarrollar pautas de conducta que promuevan un uso más responsable y eficiente de la energía en nuestro entorno cotidiano.



Consumo en el hogar

Hoy , la calidad de vida en una vivienda depende en gran medida del abastecimiento energético. La energía que se consume en los  hogares  representa un 16 % del consumo total nacional.

Todo este consumo energético supone al final un problema importante para nuestros bolsillos. Por ello, interesa saber que unas simples normas de conducta pueden reducir notablemente este consumo, sin que el hecho influya en nuestro nivel de bienestar.

¿Es necesario coger siempre el coche?

 
 El uso del coche está asociado al bienestar y la independencia, ya que cubre la  necesidad del ciudadano para desplazarse cómoda, segura y rápidamente por la ciudad.
Sin embargo, resulta también un foco importante de problemas: emisiones de gases contaminantes, saturación de tráfico, ruidos y, en general, una merma importante de la calidad de vida urbana.

Unas sencillas normas de conducción eficiente ayudan a ahorrar hasta un 10% de combustible y a mejorar la seguridad en la carretera.



Consulta la Guía practica de la energía: consumo eficiente y responsable:


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.